Manual del Operador de hantarex mtc900e

Es común ver que las recreativas vienen con un manual técnico facilitado por el autores. En las clásicas era fácil mirarlo, en la mayoría de casos se encontraba de fábrica con un manual en papel dentro. 

Desde hace unos años, es más difícil conseguir los manual del operador en papel o CD  y es bastante más difícil localizarlos o se encuentran en la web del desarrollador ocultos con usuario y contraseña.

El que tiene dentro instrucciones sencillas sobre los cuidados que se le deben dedicar y lo que resulta conveniente realizar en el caso de averías. 

Este fabricante también nos dió un manual técnico, que enseña de qué forma cuidar a nuestra máquina.

Consultar el manual del operador de la máquina tipo A hantarex mtc900e

La máquina hantarex mtc900e es una recreativa tipo A de hantarex que le gusta a los jugadores.

Y su tecnología es muy parecida de trabajar a otros modelos de la marca

Consultar el manual de la máquina tipo A hantarex mtc900e

Descargado416
Tamaño del archivo<1Mb
Versión5.07
Fecha de creación10/11/2020
Última actualización15/04/2021

Si hablamos de hantarex hablamos de una marca que asegura unos estandares de calidad en máquinas recreativas tipo A y con el módelo hantarex mtc900e ha presentado a la venta una máquina para el deleite de muchos de clientes que hará que les guste como tantos otros juegos exitosos de hantarex

El juego, que a tantos gusta , es la carta de presentación y originalidad de la empresa y un método único de sorteo que identifica sin lugar a dudas a sus autores. El modelo está libre en dos ediciones de montaje, como máquina mezclada y máquina de doble, tal como otras versiones.

En definitiva , hantarex mtc900e es un modelo de máquina recreativa tipo A del fabricante hantarex que no pasa de tendencia , que le gusta mucho a el público y se sostendrá en el recuerdo de varios.


En Técnico Recreativas podrás consultar los esquemas de funcionamiento de las recreativas más conocidas del sector del juego. Tanto modelos modernos como modelos en deshuso.

Deja un comentario